Revisar nuestros pedidos!

meditando

Después de ir repasando los aprendizajes de este año, después de ver si aquello que nos propusimos el año pasado este año se ha cumplido y recoger esos aprendizajes necesarios, viene entonces la segunda parte tan necesaria y que muchas veces pasamos por alto: meditar sobre nuestros pedidos.

Hay una frase que solemos repetir: “pide y se te dará”… pero “ten cuidado con lo que pidas, porque puede cumplirse”, y de hecho se cumple tarde o temprano, porque todo aquello que hemos pedido ha sido tomado en cuenta por el universo!.

Así que una de las cosas más importantes que tenemos que tener en cuenta, es no solo pedir lo que deseamos en momentos de alegría, sino también revisar aquellos pedidos que hicimos en los momentos más duros, cuando sentíamos que la vida se nos venía encima y que no había salida.

Sigue leyendo

Aprender a Desaprender

Desde pequeños hemos aprendido que cuando hacemos las cosas como los demás esperan de nosotros, siempre caeremos bien. Cada vez que hacíamos lo que los adultos  querían éramos premiados con aplausos, mimos, palabras cariñosas, un ¡qué bueno que eres!,etc., De igual manera hemos aprendido que hacer lo contrario, a las expectativas de los demás, nos convertía en “malos chicos”.

De pequeños, íbamos a lugares que no queríamos ir, estábamos con personas que no queríamos estar, en situaciones que no nos gustaban, decíamos cosas que no queríamos decir. Incluso a veces, comíamos y nos vestíamos de cierta manera solo para complacer a quienes estaban a cargo de nosotros.

Durante nuestros primeros años y en realidad hasta que entramos en la época de la “rebeldía”, tuvimos un refuerzo positivo constante, para no saber qué era lo que realmente queríamos, sino para complacer a los demás y ser “buenos chicos”.

Sigue leyendo

Ser índigo y no morir en el intento!

Muchos de nosotros, hemos tenido un conflicto para aceptar que somos humanos, puede sonar raro, pero es mucho más común de lo que podemos imaginar, sobretodo para los seres índigo, que hemos nacido con el recuerdo de nuestras misiones y vivimos con una frustración constante porque vemos que el mundo en el que vivimos está muy lejos de aquel que “sabemos” que puede llegar a ser.

La primera vez que escuché sobre los índigo, fue cuando en mis archivos akhasicos, Amawta Fernando me dijo que yo era índiga, no tenía ni idea de qué significaba eso y busqué información por internet, eso fue hace más o menos ocho años y en ese entonces no había tanta información como la que existe ahora.

El Amawta, muchas veces nos explica sobre la humanidad y nos cuenta que lleva 500 años de retraso en su evolución, y nos recuerda que no solo somos nosotros, sino unos cuantos muchos que hemos nacido para vivir otra realidad muy diferente a la que tenemos hoy en día, y esto no es un consuelo, pero si ayuda a aceptar un poco esa frustración y en vez de pelearte con el mundo, ponerte manos a la obra, pues sabemos que hay mucho por hacer!

Sigue leyendo

Re-nacer despues de una crisis.

A medida que llega el invierno, sentimos una especie de soledad y tristeza que nos acompaña. Durante este tiempo de preparación para la llegada del solsticio, vemos hacia atrás quienes fuimos, lo que vivimos durante este año, seguimos mes por mes y nos damos cuenta que han cambiado muchas cosas, nosotros hemos cambiado.

A veces hay situaciones en nuestra vida que plantean un quiebre, un momento de crisis interna, un tiempo que rompe nuestra línea de vida.

Momentos críticos en que sentimos que todo nuestro mundo se viene abajo, la tristeza, el enfado, la rabia, la ira, el dolor, acentúan nuestro sufrimiento y por momentos sentimos que durará para siempre. Nos vemos sumidas en un pozo profundo y parece que no hubiese salida, es un punto de no-retorno en el que sentimos que no hay nada peor que nos pudiera suceder, entramos en nuestro drama interno, y el mundo se acaba. Son nuestras pequeñas muertes!.

 Todos a lo largo de la vida, hemos pasado por estos momentos intensos, y pensamos/sentimos/vivimos como si no hubiera el futuro, como si no hubiese salida y no hay nada que nos consuele.

Sigue leyendo

ENCONTRAR PAREJA… UN CAMINO DE CONSCIENCIA Y SANACIÓN.

Durante estos años de profundizar en la terapia Amawtica, en los círculos o las sesiones personales, uno de los temas que sale a menudo y que suele esconder un dolor profundo de soledad en quienes acuden a consulta, es la pregunta del millón… ¿Por qué es tan difícil para mí encontrar pareja? ¿por qué no puedo encontrar una persona con quien compartir mi vida?. Desde luego la búsqueda de las respuestas a veces puede llevarnos a la desesperación, porque no sabemos qué decirnos a nosotros mismos y no sabemos cómo callar ese dolor silencioso que nos remueve cada vez que vuelve la dichosa pregunta.

Es cierto, no existe un manual universal del cómo encontrar pareja, porque cada persona es un mundo muy complejo, y lo que funciona para unos, en absoluto ayuda a otros. Y también es cierto, que si no hacemos algo ya, cuantos más años pasamos en la misma situación la sensación de soledad crece y se hacen hueco en nuestra vida, el vacío y la desesperanza, que sobrellevamos la mayoría de las veces, en silencio, en sufrimiento, y algunas otras en resignación.

No me atrevo a decir que sea algo que solo sucede a las mujeres, pero en este caso particular, veo que son ellas quienes más lo sufren, sobretodo en aquellas mujeres que están en un camino de despertar espiritual o que están profundizando en su proceso de sanación y no saben por dónde empezar a tocar este tema.

Sigue leyendo

Cuando nos cortamos el cabello…

trenza
Hace mucho tiempo que llevo reflexionando y meditando sobre un post anterior  que habla sobre la relación que tenemos las mujeres con nuestro cabello. Recuerdo a mi abuela decir muchas veces que cortarle el pelo a una mujer era la peor amenaza que podían hacerle. No solo era el peor deseo, sino que tenía un simbolismo muy importante, privarle de una parte de sí misma, era un castigo, una sanción, quitarle algo que como mujeres amamos y cuidamos: nuestra cabellera.

En los Andes, la mayoría de las mujeres llevamos el pelo largo, es no solo parte de nuestra tradición, sino que está realmente dentro de nuestra forma de relacionarnos con la vida, el cabello es nuestra abundancia, es nuestro tesoro, tal así que muchas mujeres no permiten que nadie se los corte, más que ellas mismas o alguien de muchísima confianza. Sigue leyendo

Sanando lo Femenino… «La envidia»

Hace un tiempo atrás escribí un breve artículo sobre la competencia, este gran mal de nuestro tiempo, que nos afecta a la gran mayoría de mujeres. Desde entonces, he continuado mi reflexión y observación acerca de este “mal femenino”, de dónde viene?, porque viene?, cómo sanar la competencia entre nosotras?, cuál es su raíz o raíces?, cómo nos afecta en nuestras relaciones?, etc. han sido algunas de las preguntas que me han llevado a profundizar y encontrar más pistas que nos pueden ayudar a sanar esta herencia femenina.

Sigue leyendo

Sanando lo femenino… “La competencia”

“¿Por qué competimos tanto las mujeres?. Lamentablemente la competencia se ha instaurado entre muchas mujeres mucho más de lo que desearíamos reconocer, muchas de nuestras relaciones están basadas en la competición y la comparación. Es más, no conozco mujer tan trabajada que pueda decir que no compite, ni se compara, aunque sí muchísimas que estamos trabajando estas pautas y patrones de comportamiento para no repetirlos”.

“Aceptarnos es el camino para sanar la competencia”

La competencia, parte de un patrón ya caduco que está muy instaurado en nuestra sociedad, un patrón que tiene la base en  valorar “quien es mejor”, o “quien da mas” ó “quien consigue más cosas”. Sin embargo estos patrones de conducta a lo único que nos conducen es a alejarnos de nuestro centro.

Hace un tiempo atrás, yo misma me di cuenta, que aún sentía este patrón muy disfrazado y escondido en mis actitudes. Al ver a una de mis hermanitas tener grandes logros, una parte mía estaba muy feliz por ella, pero también sentía que desde mi oscuridad hablaba una voz, instando a buscarle los defectos para no alegrarme por ella, la envidia, los celos, afloraban casi sin que me diera cuenta, ¿por qué no aceptaba sus éxitos?, ¿qué pasaba dentro mío?

Sigue leyendo

Sanando nuestra soledad… El retorno de los clanes

Mensaje de la Luna Creciente del 12 de Junio 2016 · Preparándonos para el Solsticio

13394188_10209283126011199_642870464202859001_n

Nos hemos preparado para este momento, faltan pocos días para que nuestra abuelita esté en su plenitud. Este año la luna llena nos ilumina justo después del solsticio, esto es una señal del universo muy importante, pues anuncia un tiempo de elevación de la consciencia, un tiempo de saltos cuánticos y de mayor comprensión del mundo invisible, pues se abrirán las puertas del misterio para quienes estén preparados a recibir la información. Sigue leyendo

Sanar las relaciones del pasado

Mensaje de la Luna Nueva del 4 de Junio 2016 ·  Preparándonos para el Solsticio.

conexion

Cuántas personas hemos conocido desde que estamos en este planeta… es innumerable la cantidad, pues muchas de ellas han pasado como hojas de otoño, y ya ni nos acordamos de su presencia en nuestra vida. Sin embargo otras han calado hondo, como agüita de lluvia, y para bien o para mal… nos han dejado una huellita en el corazón. Sigue leyendo

DE ÚTERO A MATRIZ… peregrinando hacia nuestro templo sagrado.

Jallalla hermanitas de todo el planeta, que el amor de la sagrada madre  Pachamama les guie, que la sabiduría del Gran Espíritu les ilumine y que los Guardianes de los cuatro espacios sagrados nos unifiquen.

Hoy quiero hablar de un tema que es muy importante, vital para todas nosotras las mujeres, tanto para quienes estamos siguiendo el Camino Rojo de la Pachamama (Madre Tierra), como para quienes, han empezado a seguir el camino de sanación de su Templo Matricial, al que muchas de nosotras conocemos como útero o matriz.

Sigue leyendo

Al encuentro con lo Masculino

Estamos entrando, en el tiempo oportuno de preparación, para recibir la energía solar y masculina del Tata Inti, que se activará el día fuera del Tiempo, en el Solsticio del 21/junio, que para nosotros es la celebración del Mara Taka o Año nuevo Andino. El renacer del Sol.

Y esta preparación tiene que darse mucho tiempo antes. Por eso nos enseña, que así como ella crece cada día para llegar hasta su plenitud… así nosotros también debemos crecer cada día, hasta que llegue nuestra iluminación solar.

Debemos empezar a abrirnos como las flores para entregarnos a esta energía amorosa de Tata Inti…a esta energía creadora, sanadora y masculina, que cada día ilumina, nutre y fecunda a nuestra madre sagrada Pachamama que se renovará en el Solsticio.

Sigue leyendo

Existen enfermedades con orígenes muy profundos y diversos….

kallawayas_2

La enfermedad para los maestros Kollyris, para los Kallawayas y médicos de mi tradición, es un proceso de desequilibrio energético humano, es el final de un camino, es también un aviso de llamado urgente para la reflexión.

Existen enfermedades que se generan a partir de la negación constante de la persona a sí misma, como el alzheimer, o la pérdida del alma, más propiamente del khamasa de la persona.

Sigue leyendo

Miomas uterinos. Heridas emocionales de una mujer desvalorizada

El Universo bendice a la mujer con el don de dar la vida a través de uno de los órganos más sagrados: el útero, que desde el plano espiritual y energético recibe el nombre de «vida». En el útero poseemos un importante centro de captación de energía femenina que contiene vida, es vida y genera vida, por eso su nombre no podría ser más adecuado. Es uno de los órganos más importante para la mujer en todos los planos y por ello, también es uno de los más delicados física, emocional, psicológica, energética y espiritualmente, porque en él se manifiestan todas nuestras actitudes equilibradas y desequilibradas como mujer. Con el término «mujer» me refiero al desdoblamiento de la palabra en todos los papeles como hembra mamífera: hija, madre, amante, esposa, etc.

SEGUIR LEYENDO

Alimentacion y ciclo menstrual

image

Quizás todas hemos escuchado alguna vez en nuestra vida que somos cíclicas o lunares. Algunas se habrán preguntado ¿qué quiere decir esto? Es una forma de llamar al proceso cíclico que vive la mujer continuamente en su periodo de fertilidad, desde la ovulación hasta la menstruación. Por ello, buena parte de creencias ancestrales y terapias femeninas asemejan nuestro proceso de sangrado al movimiento cíclico de nuestro satélite natural; la luna.

Comprender este orden “sencillo” y biológico de la mujer es vital para el empoderamiento de nuestra feminidad. Ahora bien, además de  mujeres con este ciclo lunar (cumplir con una fase de 28 lunas o 28 días promedio de nuestro ciclo) existimos mujeres que podemos tener la duración del ciclo menstrual diversa, entre 21 y 35 días y esto también entra dentro de lo normal.

Sigue leyendo