Día 1: … Retorno de la Energía Femenina

01 de Diciembre de 2017
21 DÍAS de preparación para el SOLSTICIO
“meditaciones, mensajes, canalizaciones y sueños”

“… y entonces ví como una mujer gigante se levantaba de la tierra, su tamaño era descomunal, era tan grande como puedas imaginarla. Primero apoyó sus brazos en la tierra y luego como quien va saliendo del fondo del lodo se incorporo lentamente hasta estar de pie, llevaba el pelo largo y negro, toda su piel estaba cubierta de barro… desde mi tamaño a penas podía verle el rostro, pero sabía quién era: la Pachamama.

Poco después mi sueño cambió, y me vi recorriendo una Isla en medio del Océano, vi muchas estatuas gigantes, me acerqué a una de ellas y era Sekhmet, la diosa león, la que es conocida por su ferocidad y llamada “La que frena la oscuridad”. Estaba sentada en su trono con los ojos abiertos, al retroceder para verle el rostro me encontré con otra estatua también despierta, una más conocida.. la estatua de la libertad, esta vez tenía una sonrisa y el fuego que llevaba estaba encendido… entonces desperté.” [“Sueños y despertares”, Warawara Neila Marquina]

Hace mucho tiempo ya que los sueños se convirtieron en mi escuela de aprendizaje, allí donde recibo mensajes de mis guías y maestros. Y este en particular me ha dejado un mensaje profundo, que deseo compartir.


Estamos en el Warmi Pachakuti, o el Retorno del Tiempo Sagrado de la Energía Femenina de la Pachamama (Madre Tierra), mucha de esta sabiduría aún está guardada, sin embargo todas y todos podemos sentir ese cambio de tiempo, le llaman la diosa, la madre, y tiene muchos nombres pero no es algo nuevo, es la misma Madre Tierra que está elevando su energía, que está cambiando de polo hacia lo Femenino.. y este despertar de la energía femenina cada día, cada hora, cada minuto se hace más fuerte… Ya no hay vuelta atrás! La Pachamama, nuestra mamá sagrada ha comenzado a vibrar, el centro de la Tierra, su corazón late más fuerte, su palpitar resuena en nuestros pies, en nuestras raíces y solamente quienes estemos enraizados podremos sostenernos en este cambio vibracional.
La energía femenina vuelve con todo su poder, y es urgente que todos los seres sobre la tierra nos preparemos para recibirlo, tanto hombres como mujeres, porque esta energía está vibrando en el corazón de cada ser que existe sobre la tierra, no se trata solamente de las mujeres, sino es importante que todos nos preparemos, es una energía potente, poderosa, que vuelve para renovarnos por dentro, para limpiarnos de todos los patrones caducos y re-actualizar nuestra memoria, con nuevos códigos, con nueva información. Mujeres y hombres estamos siendo llamados para re-conectarnos a la energía de nuestra madre, que es la única que puede sostenernos en este tiempo de cambio.
El papel y rol de la mujer está cambiando, hasta hace unos años, las mujeres todavía estábamos dormidas, sumidas en el rol pasivo que nos dió la sociedad, sumisas, sin voz, sin poder expresar nuestra inconformidad con el sistema, habíamos aprendido a quedarnos quietas en “nuestro lugar”, el que nos habían dado. Sin embargo ya no podemos seguir así, TODAS LAS MUJERES DEL PLANETA, están siendo llamadas al servicio de la Madre Sagrada. Todas y cada una de las mujeres de este planeta, está siendo llamada para activar su matriz, el lugar más sagrado del cuerpo femenino, aquel que la conecta directamente con la matriz de la vida. Todas y cada una de las mujeres de este sagrado planeta, estamos siendo convocadas a sanar, a equilibrarnos, nuestra misión nos reclama: En nuestros úteros, en nuestras matrices se gesta una nueva humanidad, que necesita recibir nuevos códigos. Las abuelas, las madres, las niñas, todos los seres femeninos, estamos siendo removidas en todo aquello que necesita sanación. Nuestra misión es para el futuro y constituye la base de la nueva humanidad: EL AMOR.
Saldrá a la luz todo aquello que haya sido guardado en las tinieblas, ha terminado el tiempo de oscuridad, de ignorancia, es el momento en que la feminidad sagrada vuelve para ocupar su lugar y la masculinidad que se había expandido necesita retroceder para volver al equilibrio. Todo aquello que estaba oculto en nosotros vuelve a la luz, nuestro pasado, los dolores, los errores, las equivocaciones, todo aquello que ha estado en tinieblas ahora se cubrirá de luz, no temáis dice nuestra madre, pues la humanidad ha ido muy lejos en su barbarie, en su ignorancia, hemos estado en tinieblas y hemos cometido errores. Ver aquello que se hizo en la oscuridad, no debe ser motivo de alejarnos de la humanidad de no confiar en ella, ahora es cuando más necesitamos ser conscientes de la necesidad de luz, de sabiduría… Ha terminado la noche.
Lo masculino debe volver a ocupar su lugar, la expansión y el retorno de lo femenino, necesita de su par masculino, de esta otra energía sagrada que necesita redefinirse. Necesitamos conocer la esencia de lo masculino, pues ha perdido su forma, se ha perdido en esa expansión. El masculino sagrado, debe volver a sí mismo, debe retornar a su lugar y dar paso a que la energía femenina pueda expandirse para equilibrarse. No hay uno más sagrado que el otro, no hay uno más importante que el otro, ambas energías son complementarias y sagradas. En este tiempo, es necesario que toda esa energía masculina pueda volver a reconocerse, a redefinirse, a expresarse con sabiduría.
El fuego sagrado es femenino, y la luz que emite ese fuego sagrado es la sabiduría que habita en nuestro corazón. Estamos en el inicio del tiempo en que nuestra mente necesita volver a ocupar su lugar y permitir que nuestro corazón se exprese, que dé sus mensajes, que hable y de su mensaje. Si estamos perdidos, si no vemos la luz, si sentimos que nos rodean las tinieblas. No hay que temer, el fuego lo llevamos dentro, escuchando a nuestro corazón, a su sabiduría profunda que está conectada con el corazón de la Madre Tierra y con el Sol Central del Universo podemos iluminar nuestro camino. No pretendamos iluminar a otros sin antes haber iluminado nuestros pasos. Es un tiempo de iluminación, todos podemos activar la energía sagrada de nuestro corazón. Así también lo han dejado escrito los avatares que nos antecedieron. Buda, Cristo, Wirakocha y otros maestros crísticos que nos hablaron de este tiempo sagrado.

Jallalla!

Warawara Neila Marquina
Sacerdotisa de la Pachamama (Madre Tierra)
Sabiduría Amawtica Tiwanakota para el nuevo tiempo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s